sábado, 7 de marzo de 2009

Negro, negras, negra.


Un bolígrafo sin tinta. Y los clamores del tintero clavándose en las neuronas de Ella.
La vida encapuchada se apoderó del tiempo para hacerse una casa con su yugular.
Y el reguero de recuerdos rojos y pequeños momentos galácticos conducían sus pies morados hacia el lugar donde no existe la inexistencia.
Y a punto de comprender microscópicamente las partículas minúsculas que formaban su reloj de fluido circulante, la nada captó todos los colores de la luz que entraba por sus ventanas.
Se reflejaron, finalmente, todas las pasiones muertas.

7 Comments:

D13GO said...

Tu blog transmite, sugiere, evoca... lo haces realmente bien. Enhorabuena.
Voy a seguirlo, creo que no me decepcionará.
Pásate si quieres por el mío, pero sólo si te aburres muuuucho :-).
D13GO

Juan Fernández said...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Juan Fernández said...

(antes lo borré sin querer...)

Como siempre muy bien escrito, San. La verdad esque cada día lo haces mejor :)

Un besito grande.

Anónimo said...

Te quiero.

trilceunlugar said...

escribes muy bien!!!
Enhorabuena

Bellaluna said...

Te leo y te encuentro acorde con mi preocupación geográfico temporal reciente. Se me pasará, pero seguro que no tu juegos de tinta y pasión/papel.

Muac!!

D13GO said...

Deberías escribir más a menudo, la verdad que me encanta leer lo que escribes, está bien de vez en cuando darte cuenta de que hay gente en cierto modo parecida a uno mismo.
Me ha gustado lo que has escrito en mi blog, ya me has hecho quedarme un rato pensando jeje. Estarás contenta... :-P
Curioso lo que te pasó con el concierto de Quique en Joy, eso es mala suerte y lo demás es tontería. Lo mío no fue mala suerte, fue un poquito más triste: simplemente no conseguí encontrar a nadie con un mínimo de ganas de ir.
Después de leer todas tus entradas, te puedo asegurar que aquí tienes un futuro seguidor de lo que escribas :-).
Un beso.
D13GO

Estrellas que regalan su tiempo al Infinito